TERAPIA DE CALOR

¿QUÉ ES LA TERAPIA DE CALOR?

La terapia de calor, también conocida como termoterapia, es el uso del calor en el tratamiento de fisioterapia. La aplicación de calor en un área del cuerpo aumenta el flujo sanguíneo, trayendo proteínas y oxígeno. Los beneficios de la terapia de calor son muy abundantes. Este método es excelente para disminuir la rigidez de las articulaciones, reducir el dolor, la inflamación y aliviar los espasmos musculares.

Para Fisioterapias y Tratamientos Seguros y Efectivos

LLÁMENOS AL (813) 392-2164

¿CÓMO LA TERAPIA DE CALOR BENEFICIA A LOS PACIENTES?

La terapia de calor beneficia a su cuerpo al mejorar la circulación y el flujo sanguíneo en un área específica gracias al aumento de la temperatura. El aumento de la temperatura del área que duele, incluso si es poco, puede calmar las molestias y aumentar la flexibilidad muscular. La terapia de calor puede relajar, aliviar los músculos y curar el tejido dañado.
Programe Una Cita

TIPOS DE TERAPIA DE CALOR

Hay dos tipos diferentes de terapia de calor: calor seco y calor húmedo. Ambos tipos de terapia de calor deben tener una temperatura ideal "tibia" en lugar de "caliente".

CALOR SECO

El calor seco incluye fuentes de calor como almohadillas térmicas, paquetes de calentamiento seco e incluso saunas. Esta terapia de calor es fácil de aplicar.

CALOR HÚMEDO

El calor húmedo incluye fuentes de calor como toallas al vapor, paquetes de almohadillas húmedos o baños calientes. La terapia con calor húmedo también podría ser un poco más simple y requerir menos tiempo de aplicación para obtener los mismos resultados.

También se pueden aplicar tratamientos profesionales de terapia de calor. El calor de la terapia con ultrasonido, por ejemplo, se puede usar para aliviar el dolor en una tendinitis.

Al usar la terapia de calor hay varias opciones de aplicación, podrás preferir utilizar un tratamiento local, regional o de todo el cuerpo. La terapia local es mejor para pequeñas áreas de dolor, como un músculo rígido. Se puede usar pequeños paquetes de gel caliente o una botella cualquiera, si simplemente desea tratar una lesión local. El tratamiento regional es mejor para el dolor o la rigidez más generalizados, que se realizará con una toalla al vapor, una almohadilla caliente grande o envolturas térmicas. El tratamiento de cuerpo completo vendría con opciones como saunas o un baño caliente.

¿CUÁNDO NO USAR LA TERAPIA DE CALOR?

Hay casos específicos en los que no se debe usar la terapia de calor. Si el área en cuestión está lesionada o hinchada (o ambas), puede ser mejor usar terapia de frío. La terapia de calor tampoco debe aplicarse a un área con una herida abierta.

Las personas con ciertas condiciones no deben usar la terapia de calor debido a un alto riesgo de quemaduras o complicaciones debido a la aplicación de calor. Estas condiciones incluyen:

  • Diabetes.
  • Dermatitis.
  • Enfermedades vasculares.
  • Trombosis venosa profunda.
  • Esclerosis múltiple (EM).

Si padece de alguna enfermedad cardíaca o hipertensión, consulte a su médico antes de usar la terapia de calor. Si está embarazada, consulte con su médico antes de usar una sauna o un jacuzzi.

APLICANDO TERAPIA DE CALOR

La terapia de calor a menudo es más beneficiosa cuando se usa durante una buena cantidad de tiempo, a diferencia de la terapia de frío, que debe usarse por períodos más cortos.

La rigidez o tensión menor a menudo se puede aliviar con solo 15 a 20 minutos de terapia de calor.

El dolor moderado o grave puede beneficiarse de sesiones más largas de terapia de calor, como un baño tibio, que dura entre 30 minutos y dos horas.

¿Lesionado en el Trabajo o por un Accidente?

¡Déjenos ayudarle! Obtendrá acceso a fisioterapia y tratamientos integrales, equipamiento médico avanzado y personal de atención médica atenta y profesional. En The Right Spinal Clinic, estamos más que listos para brindarle a usted una atención médica de la más alta calidad.

Solicite su cita

Lesionado del trabajo o de un accidente de auto?

Permítanos ayudarlo a recuperarse rápido y seguro.
Solicite una cita